Jump to content

  1. What's new in this club
  2. Un estudio arqueológico en las colinas de Jerusalén demostró ser fructífero cuando los investigadores encontraron restos humanos que sugerían la evidencia más temprana de la histórica venganza de sangre. Realizado bajo la dirección de Boaz Zissu, profesor de arqueología y jefe del Departamento de Estudios de Tierra de IsraelMartin (Szusz) y arqueología en la Universidad Bar-Ilan, la encuesta expuso huesos de mano y cráneo humanos parcialmente intactos. Estos restos fueron examinados por el antropólogo de la Autoridad de Antigüedades de Israel (IAA), Dr. Yossi Nagar y el Dr. Haim Cohen del Centro Nacional de Medicina Forense y la Universidad de Tel Aviv. Que data de los siglos 10 y 11 CE, los huesos del cráneo y la palma de la mano se identificaron como pertenecientes a un hombre entre las edades de 25 y 40 años. En un comunicado de prensa de la IAA, los investigadores transmiten que "la tapa del cráneo muestra signos de dos lesiones traumáticas que finalmente cicatrizaron, evidencia de violencia previa experimentada por la víctima, así como una pequeña marca de corte causada cerca del momento de la muerte, y un golpe con una espada que causó una muerte segura e inmediata ". Además, un examen morfológico del cráneo revela que hay un gran parecido con los beduinos , un grupo de pueblos nómadas que históricamente han vivido en los desiertos del Medio Oriente y, según los investigadores, "aparentemente tenían una tradición de venganza sangrienta". "En el momento en que este anciano fue asesinado, dicen los investigadores, se sabía que una población beduina de Jordania y el norte de Arabia vivía en las Colinas de Jerusalén, alrededor de la ubicación de la cueva en la que se descubrieron los restos esqueléticos. Por último, los investigadores basan sus argumentos en la venganza histórica de la sangre en una historia moderna de venganza. Como se argumentó en el comunicado de prensa: Un texto de principios del siglo XX cuenta la historia de un caso de venganza, durante el cual el asesino presentó a su familia el cráneo y la mano derecha de la víctima para demostrar la ejecución de un mandamiento. Estas son precisamente las partes del cuerpo que se descubrieron en el presente caso. Dado que se trata de una persona que estuvo involucrada anteriormente en incidentes violentos que murieron a consecuencia del golpe fatal, los investigadores dicen que se puede concluir que la evidencia más temprana de venganza sangrienta ha sido descubierta.
  3. Israel desvela el manuscrito más misterioso del Mar Muerto EFE / EL MUNDO Se trata de la primera vez en la que se muestra al público dicho fragmento El contenido expuesto es la columna diez del apócrifo del Génesis El Museo de Israel, que guarda los milenarios Rollos del Mar Muerto, unos misteriosos documentos bíblicos, muestra ahora durante tres meses un fragmento antiguo del apócrifo del Génesis, nunca expuesto antes al público, que se exhibe a través de una pionera innovación tecnológica israelí. "Esto es parte de la copia del apócrifo del Génesis, el único testimonio físico de este documento en el mundo", cuenta el comisario de la exposición, Adolfo Roitman, mientras señala la vitrina donde está el fragmento del manuscrito, cubierta con un cristal inteligente diseñado para protegerle de cualquier tipo de degradación. "El contenido del fragmento expuesto es la columna diez del apócrifo del Génesis y trata sobre el patriarca bíblico Noé después del diluvio universal", explica. "En la versión bíblica del Pentatéuco, el Dios de Israel, Yavé, ordena a Noé que salga del arca con su familia. Una vez fuera, el patriarca realiza un sacrificio de agradecimiento, pero en el fragmento del apócrifo del Génesis, se nos dice que el sacrificio no se hizo fuera del arca, sino dentro de ella", dice, desvelando uno de los contenidos destacados del excepcional pergamino. "Las luces que iluminan el documento, encendidas cada 30 segundos, están integradas dentro del propio cristal, una novedad tecnológica que permite al público ver el manuscrito y también evitar todo el daño posible al pergamino, que ya de por sí es enormemente sensible", añade el comisario, que considera los rollos del Mar Muerto como "una ventana al mundo antiguo". El documento, escrito en arameo hace 2.100 años, "es una copia excepcional de las historias del libro del Génesis, nos permite conocer mejor las interpretaciones de estos pasajes bíblicos y saber cómo eran entendidos por los judíos de Palestina hace dos milenios". El Santuario del Libro, compuesto por tres espacios en el Museo de Israel, "tiene una división tripartita que se inspira en los templos judíos antiguos", remarca Roitman. Los Manuscritos del Mar Muerto, un total de ocho rollos, fueron descubiertos por beduinos en el año 1947 en las cuevas de Qumrán, a orillas del mar, y desde 1965 están expuestos en el Santuario del Libro, cuya tercera sala tiene una forma ovalada coronada por una cúpula blanca, elementos que recuerdan la tapa de la vasija donde se encontraron los documentos antiguos. "Intentamos preservar los manuscritos como se preservaron durante 2.000 años en las grutas de Qumrán", destaca el experto. Sin embargo, "no podemos evitar su destrucción, porque los pergaminos son materiales orgánicos destinados a desaparecer, pero hacemos más lento su proceso de degradación cuidando el nivel de humedad y de temperatura en que se exhiben". El pequeño fragmento expuesto del apócrifo del Génesis, un pergamino con estado de deterioro avanzado que será exhibido tres meses más para guardarse después bajo estrictas medidas de conservación, está sellado en una vitrina que cuenta con un dispositivo de registro de datos que permite conocer el grado de temperatura y humedad de la caja. Según Roitman, este sistema tecnológico avanzado "permite saber si las condiciones climáticas del documento se ven modificadas y así cambiar la estrategia de exposición". "El propósito es exponer el manuscrito original, pero siempre teniendo en cuenta que nuestra obligación es preservarlo para las próximas generaciones", comenta el comisario, que subraya el valor del contenido del manuscrito.
  4. En un hallazgo de proporciones bíblicas, el sello del profeta Isaías habría sido descubierto Artículo original de © israelnoticias.com | Autorizado para su difusión incluyendo este mensaje y la dirección:
      Hello guest!
    La mano del mismo profeta Isaías pudo haber creado una impresión de sello del siglo VIII AEC descubierta en los restos del Primer Templo cerca del Monte del Templo de Jerusalem, según el arqueólogo de la Universidad Hebrea Dr. Eilat Mazar. “Parece que hemos descubierto una impresión de sello, que pudo haber pertenecido al profeta Isaías, en una excavación científica y arqueológica”, dijo Mazar esta semana en un comunicado de prensa que anunciaba el asombroso descubrimiento. El equipo de Mazar descubrió la minúscula impresión de sello, durante renovadas excavaciones en el Ophel, ubicado al pie de la pared sur del Monte del Templo en Jerusalem. El descubrimiento fue publicado el miércoles en un artículo, “¿Es esta la firma del profeta Isaías?” Como parte de una edición masiva de marzo-junio de la Revista de Arqueología Bíblica dedicada a su editor fundador recientemente retirado, Hershel Shanks. La impresión de arcilla está inscrita con letras, “un lema de bendición y protección que se encuentra en Judá, particularmente en Jerusalem“, según el artículo de BAR. Impresión del sello que lleva el nombre Yeshayahu y que habría pertenecido al profeta (Ouria Tadmor / © Eilat Mazar) “Debido a que la ampolla ha sido ligeramente dañada al final de la palabra nvy, no se sabe si originalmente terminó con la letra hebrea aleph, lo que habría dado lugar a la palabra hebrea para ‘profeta’ y habría identificado definitivamente el sello como la firma del profeta Isaías“, dijo Mazar. La arqueóloga Eilat Mazar en el invierno de 2018 Excavaciones de Ophel en Jerusalem. (Captura de pantalla de YouTube) En el artículo de BAR, Mazar deja lugar a la posibilidad de que la inscripción de Isaías no indique al profeta bíblico. “Sin un aleph al final, la palabra nvy probablemente sea solo un nombre personal. A pesar de que no aparece en la Biblia, sí aparece en los sellos y en la impresión de un sello en una jarra, todo de colecciones privadas no probadas”. “El nombre de Isaiah, sin embargo, está claro”, dijo. Conexiones milenarias entre un profeta y su rey El más conocido de los profetas bíblicos, los eruditos creen que Isaías estuvo activo hacia fines del siglo VIII y principios del siglo VII AEC. La impresión de sello de Isaías se descubrió en material tamizado en húmedo que se tomó de la capa de la Edad de Hierro cerca del lecho de roca que estaba cerca de una zanja de cimentación para una pared de una bóveda herodiana. El material se encontró cerca de una estructura que se descubrió por primera vez en 1986-87 y hoy se cree que fue una “panadería real”. Las excavaciones de Ophel al pie de la pared sur del Monte del Templo en Jerusalem (cortesía de Andrew Shiva) Se encontró a solo 10 pies de distancia de donde en 2015 su equipo descubrió una impresión importante e intacta con la inscripción “del rey Ezequías de Judá”. El duodécimo rey del reino de Judá, el rey Ezequías gobernó alrededor del año 727-698 AEC. durante el período en que el Reino del norte de Israel cayó ante los asirios en 721 AEC. Unos 20 años más tarde, Ezequías combatió con éxito el asedio asirio de Jerusalem, en parte debido a las fortificaciones y un canal de agua que todavía se puede ver hoy. Una impresión de sello del rey Ezequías desenterrada en las excavaciones de Ophel al pie de la pared sur del Monte del Templo, dirigida por el Instituto de Arqueología de la Universidad Hebrea de Jerusalem (cortesía de Eilat Mazar; foto de Ouria Tadmor) Tras el descubrimiento del sello de Ezequías en 2015, Mazar calificó el artefacto como “el más cercano que podamos llegar a algo que probablemente fue sostenido por el propio rey Ezequías”. Esta semana, Mazar dijo en un comunicado de prensa que es lógico que los sellos de Isaías y Ezequías se descubrieran tan cerca. “Si es que este sello es realmente el del profeta Isaías, entonces no debería ser una sorpresa descubrirlo junto a uno que lleva el nombre del rey Ezequías dada la relación simbiótica del profeta Isaías y el rey Ezequías descrita en el Biblia”, dijo Mazar. Hay varias instancias bíblicas de interacciones entre Isaías y Ezequías que indican que el profeta era un consejero espiritual del rey. Consoló al gobernante de que los israelitas sobrevivirían al asedio. En el artículo de BAR, Mazar escribe: “Los nombres del rey Ezequías y del profeta Isaías se mencionan conjuntamente 14 de las 29 veces que se recuerda el nombre de Isaías ( 2 Reyes 19-20 , Isaías 37-39 ). Ninguna otra figura estaba más cerca del rey Ezequías que el profeta Isaías“. Dara Horn caminando por el Túnel de Ezequías en Jerusalem, agosto de 2017. (Brendan Schulman) Los sellos de Ezequías e Isaías se unen a otros hallazgos similares de excavaciones previas. Al excavar en la cima de la Ciudad de David en una gran estructura que pudo haber sido el palacio del Rey David bíblico entre 2005-2008, se descubrió una impresión de arcilla con una inscripción hebrea del Primer Templo con el nombre de un oficial israelita de alto rango que está registrado en Jeremías, “Jehúcal, hijo de Selemías, hijo de Shovi”. Años más tarde, a pocos metros del sello de Jehucal, se encontró una impresión de sello perteneciente a un segundo oficial de alto rango, “Gedaliah, hijo de Pashur”, que también se encuentra en Jeremías. Se han descubierto docenas más de sellos. Mazar reabrió recientemente la excavación de Ophel y actualmente está excavando en la Casa del Medallón, que ella excavó en 2013, y una rara cueva intacta del Segundo Templo. El hallazgo no ha sido revisado por pares y algunos ya han comenzado a rechazar la hipótesis de Mazar, señalando que la falta de un aleph después de la nvy deja lugar a dudas. “La letra de importancia crítica que se necesitaría para confirmar que la segunda palabra es el título de profeta es una aleph. Pero no hay una aleph legible en este sello, y por eso la lectura no puede confirmarse en absoluto “, dijo el profesor de lenguas semíticas Christopher Rollston a National Geographic. “La suposición de que este es un [sello] del profeta Isaías es brillante, pero ciertamente no es algo que debamos suponer que sea cierto”, agregó. “No es.” Mientras que la propia Mazar admite que el aleph que falta puede ser problemático, ella dice que el descubrimiento es importante, no obstante. “Si el sello que encontramos en las excavaciones de Ophel es el sello del profeta Isaías, sigue siendo, sin embargo, un descubrimiento único y fantástico”, escribe Mazar en el artículo de BAR. “Encontrar este sello nos lleva a considerar la personalidad y la proximidad del profeta Isaías como uno de los asesores más cercanos al rey Ezequías, no solo con respecto a los eventos de su tiempo, sino también al evaluarlos desde una perspectiva informada y al prever su influencia sobre eventos futuros”, escribe ella. Un regalo apropiado para un verdadero amigo de los arqueólogos En su camino para tomar un avión, el nuevo editor de la Revista de Arqueología Bíblica Dr. Robert Cargill dijo a The Times of Israel que la publicación del nuevo y emocionante hallazgo en su revista “se produjo por un momento muy afortunado”. Dr. Robert Cargill, editor de la Revista de Arqueología Bíblica. (cortesía) Mientras Cargill estaba preparando el doble número de BAR en honor al editor fundador Shanks, se acercó a Mazar para pedirle una contribución. “Ella dijo que su momento no podría ser mejor”, relató Cargill. Mazar se estaba preparando para publicar este nuevo descubrimiento. “Ella nos permitió publicarlo como un regalo para Hershel [Shanks] para agradecerle por su apoyo a la arqueología e Israel”, dijo Cargill. La revista se publicó por primera vez en 1975 y se ha centrado, a veces de forma controvertida, en hallazgos que pretenden ofrecer ideas sobre el funcionamiento antiguo de Tierra Santa, a menudo en artículos accesibles escritos por los mejores académicos. Editor fundador de la Revista de Arqueología Bíblica, Hershel Shanks. (cortesía) Shanks, no es arqueólogo, es abogado de profesión. Pero en las últimas cuatro décadas, ha escrito, a veces polémicamente, innumerables artículos y varios libros sobre el antiguo Israel y la arqueología bíblica. En parte de su “regalo” a Shanks, Mazar escribió: “Al igual que el profeta Isaías, Hershel es muy atento y entusiasta sobre los acontecimientos actuales relacionados con Israel y el Cercano Oriente, en este caso los relacionados con excavaciones, descubrimientos y estudios de Arqueología bíblica… La creación de este valioso vínculo entre los académicos y el público en el ámbito de la arqueología bíblica fue su visión “profética”. Cargill, un profesor asistente de estudios religiosos en la Universidad de Iowa, dijo que respetaba el “tratamiento cuidadoso y responsable” de Mazar del sello en el artículo de BAR. “No se apresuró a decir de manera concluyente que había encontrado el sello de Isaías… en nuestro artículo, ella da las posibles alternativas”, dijo Cargill, que se considera “un escéptico natural”. Dibujo de Reut Livyatan Ben-Arie del sello de Isaías, una impresión de foca de barro de 2.700 años de antigüedad que posiblemente perteneció al profeta bíblico Isaías. (Ilustración: Reut Livyatan Ben-Arie / © Eilat Mazar, Foto por Ouria Tadmor / © Eilat Mazar) “Pero si me preguntas, creo que ella lo tiene. Estás viendo la primera referencia arqueológica del profeta Isaías fuera de la Bibli “, dijo Cargill. “Es asombroso”. Artículo original de © israelnoticias.com | Autorizado para su difusión incluyendo este mensaje y la dirección:
      Hello guest!
  5. Dos investigadores de la Universidad de Nueva Gales del Sur (UNSW, Australia) han analizado una famosa tablilla de arcilla babilónica, datada entre entre 1822 y 1762 antes de Cristo, y han descubierto que se trata de la tabla trigonométrica más antigua y precisa del mundo. Posiblemente los antiguos escribas matemáticos las utilizaban para realizar los cálculos necesarios para levantar templos, palacios, canales y otras construcciones. El estudio confirma que los babilonios se adelantaron en más de mil años a los griegos en la invención de la trigonometría (el estudio de los triángulos) y muestra un sofisticado y antiguo conocimiento matemático que había permanecido oculto hasta ahora. La tablilla, denominada Plimpton 322, fue descubierta en la primera década del siglo XX, en lo que ahora es el sur de Irak, por el diplomático, arqueólogo, académico y comerciante de antigüedades Edgar J. Banks, el personaje real en el que se basó otro de ficción mucho más popular: Indiana Jones. En esta tablilla aparecen grabadas, con la escritura cuneiforme de la época, una serie de cuatro columnas y 15 filas de números que siguen un original sistema sexagesimal (de base 60, como nuestro sistema horario), en lugar del sistema decimal con base 10 que utilizamos hoy en día. Las cifras describen una secuencia de 15 triángulos rectángulos, que van reduciendo su inclinación y 'aplanando' fila tras fila. Basándose en estudios previos y observando que el borde izquierdo de la arcilla está roto, los investigadores plantean que Plimpton 322 tuvo originalmente seis columnas y probablemente debía estar formada por 38 filas de caracteres cuneiformes. "Esta tablilla lleva desconcertado a los matemáticos desde hace más de 70 años, porque se dieron cuenta de que contiene un patrón especial de números llamado terna pitagórica", explica uno de los autores, Daniel Mansfield, de la Escuela de Matemáticas y Estadística de la UNSW en Sidney. La tablilla babilónica Plimpton 322 presenta cuatro columnas (separadas por tres hendiduras) y 15 filas de números cuneiformes, pero seguramente tuvo más porque está fragmentada. (Foto: UNSW/Andrew Kelly) Una terna pitagórica es una lista de tres números enteros positivos: a, b y c, donde se cumple que a2 + b2 = c2. Un ejemplo sencillo son los números enteros 3, 4 y 5, pero los valores que presenta Plimpton 322 a menudo son considerablemente mayores, como los que refleja en su primera fila, donde aparece el triplete 119, 120 y 169. El nombre de esta terna se deriva del teorema de Pitágoras, que para un triángulo rectángulo establece que el cuadrado de la hipotenusa (lado opuesto al ángulo recto) es la suma de los cuadrados de los otros dos lados. “Los babilonios conocían los triples pitagóricos mucho antes de que naciera Pitágoras, como se puede ver en esta y otras tablillas”, señala Mansfield a Sinc, y destaca: “Además nos enseñan cómo hacer trigonometría sin usar los ángulos, una trigonometría mucho más simple que no requiere conceptos avanzados como ángulos o números irracionales”. La desconocida trigonometría que describe la tablilla para los triángulos rectángulos se basa en ratios o relaciones, no en ángulos ni círculos. Según los autores, es una obra matemática fascinante que demuestra el genio de sus creadores: "La tablilla no sólo contiene la tabla trigonométrica más antigua del mundo, sino que también es la única completamente precisa, debido al diferente enfoque babilónico de la aritmética y la geometría”. El estudio, que se publica en Historia Mathematica (la revista oficial de la Comisión Internacional de Historia de las Matemáticas), apunta la predilección de los babilónios por la precisión de los números, y compara la tablilla con la llamada tabla de senos de Madhava (construida en el siglo XIV por este matemático y astrónomo indio), demostrando que Plimpton 322 es una tabla trigonométrica “exacta y potente”. Las tablas trigonométricas permiten usar la información de un lado de un triángulo rectángulo para determinar la de los otros dos. Hasta ahora se consideraba al astrónomo griego Hiparco, que vivió alrededor de 120 años antes de Cristo, como el padre de la trigonometría, y a su 'tabla de cuerdas' como la tabla trigonométrica más antigua. "Pero Plimpton 322 precede a Hiparco en más de 1000 años", insiste el otro autor, el profesor Norman Wildberger, quien considera que gracias a esta tablilla se abren nuevas posibilidades no sólo para la investigación matemática moderna, sino también para la educación matemática: "Nos ofrece una trigonometría más simple, más precisa, que tiene claras ventajas sobre la nuestra". "Esto significa que tiene gran relevancia para nuestro mundo moderno”, añade Mansfield por su parte. “La matemática babilónica puede no haber estado de moda durante más de 3000 años, pero hoy tiene posibles aplicaciones prácticas en topografía, gráficos por ordenador y en el campo de la educación. Es un raro ejemplo del mundo antiguo enseñándonos algo nuevo". "Plimpton 322 era una herramienta poderosa que podría haber sido utilizada en la topografía de los campos o para los cálculos arquitectónicos en la construcción de palacios, templos o pirámides escalonadas", aventura Mansfield, aunque reconoce a Sinc que, en realidad, “es difícil decirlo con seguridad, porque nuestra ventana a ese mundo es muy pequeña: sólo podemos echar un vistazo y decir lo que parece ser”. En cualquier caso, los autores descartan que, como se pensaba hasta ahora, la tablilla sirviera simplemente para que los profesores de la época comprobarán las soluciones de los estudiantes a la hora de resolver problemas de ecuaciones cuadráticas. Plimpton 322, que se cree procede de la antigua ciudad sumeria de Larsa (a unos 250 km al sur de Bagdad), actualmente se conserva en la Biblioteca de Manuscritos y Libros Raros de la Universidad de Columbia en Nueva York. "Existe un tesoro de tablillas babilónicas como esta, pero sólo se ha estudiado una parte. El mundo matemático está empezando a descubrir que la antigua, aunque muy sofisticada, cultura matemática de los babilonios todavía tiene mucho que enseñarnos", concluye Wildberger. (Fuente: SINC)
  6. Fue hallado en la Universidad de Oxford por eruditos. Por qué nunca podrá formar parte del Nuevo Testamento Una revolución se vive por estos momentos en la Universidad de Oxford. Es que sus investigadores más eruditos han descubierto algo que podría cambiar parte de la historia tal como la conocemos. Descubrieron una copia original griega de una escritura cristiana herética, que describe las enseñanzas secretas de Jesús de Nazareth a su "hermano Santiago", tal como lo nombra. El manuscrito en griego descubierto en la Universidad de Oxford y que asombró a los eruditos Son varios fragmentos en griego del siglo V o VI —todavía no fue determinado con exactitud— del Primer Apocalipsis de Santiago, un texto inédito que fue hallado por estudiosos religiosos —Geoffrey Smith y Brent Landau— de la Universidad de Texas, que se encontraban realizando sus investigaciones en aquella alta casa de estudios británica. "Decir que estábamos emocionados una vez que nos dimos cuenta de lo que habíamos encontrado es una subestimación. Nunca sospechamos que los fragmentos griegos del Primer Apocalipsis de Santiago sobrevivieron desde la antigüedad. Pero allí estaban, justo enfrente de nosotros", indicó el profesor Smith. La Universidad de Oxford, en el Reino Unido. Allí encontraron textos en griego del siglo V o VI donde se narran enseñanzas de Jesús a su “hermano Santiago” (Getty) En los textos —los que jamás serán reconocidos por la Iglesia como revelados por Dios— Jesús narra a Santiago información sobre el reino celestial y profecías, incluida la muerte del discípulo al que llama Santiago. "El texto complementa el relato bíblico de la vida y el ministerio de Jesús al permitirnos acceder a conversaciones que supuestamente tuvieron lugar entre Jesús y su hermano, enseñanzas secretas que permitieron a Santiago ser un buen maestro después de la muerte de Jesús", dijo el académico, según publicó el diario español ABC. El trazo del texto descubierto llamó la atención de los eruditos. Según el estudio hecho sobre aquel, además de en el contenido, se detuvieron en cómo había sido escrito, lo que, aseguran, se trataba de un texto utilizado por un maestro para ayudar a sus estudiantes a aprender a leer y a escribir. "El escriba ha dividido la mayor parte del texto en sílabas mediante el uso de puntos medios. Dichas divisiones son muy poco comunes en los manuscritos antiguos, pero aparecen con frecuencia en manuscritos que se utilizaron en contextos educativos", dijo Landau. Los 27 libros que componen el Nuevo Testamento fueron establecidos por Atanasio, obispo de Alejandría, en el año 367, en su definitiva Carta de Pascua, por la cual ningún otro texto podría agregarse a la "palabra divina" allí establecida. Es por eso que sería imposible que una obra considerada apócrifa hasta por los propios investigadores sea incluida en el índice de los evangelios
  7. Pertenecía a la familia de Caifás A veces, la arqueología confirma la existencia de personajes bíblicos. Puede que sus nombres aparezcan en objetos antiguos o que estos mencionen a personas que tuvieron algo que ver con dichos personajes. Ese es el caso de un hallazgo publicado por unos investigadores israelíes en 2011: un osario (o cofre) de dos mil años de antigüedad. Es un recipiente tallado en piedra caliza que contenía los huesos de una mujer, guardados allí después de que la carne se descompusiera. El cofre contiene una inscripción que dice: “Míriam, hija de Yeshúa hijo de Caifás, sacerdote de Maazías de Bet Imrí”. Caifás fue el sumo sacerdote judío que estuvo implicado en el juicio y la muerte de Jesús (Juan 11:48-50). Y en una obra del historiador Flavio Josefo leemos que este sumo sacerdote era “José, llamado también Caifás”. Está claro, por tanto, que este osario perteneció a un pariente de Caifás. Y en un osario descubierto anteriormente —el cual se piensa que era de Caifás— hay un grabado que lo llama Yehosef bar Caiapha (José hijo de Caifás). * Así que Míriam debió tener algún parentesco con Caifás. La Autoridad de Antigüedades de Israel (IAA, por sus siglas en inglés) informó que el osario fue confiscado a unos ladrones que lo habían robado de una tumba antigua. Las pruebas hechas a este cofre y a su inscripción confirman su autenticidad. El osario aporta un dato novedoso. En el antiguo Israel, los sacerdotes estaban divididos en 24 grupos que servían por turnos en el templo de Jerusalén, y el último de estos grupos era el de “Maazías” (1 Crón. 24:18). Según la IAA, la inscripción revela que “la familia de Caifás pertenecía a la división de Maazías”. La inscripción también dice “Bet Imrí”. La IAA sugiere que este nombre puede referirse a dos cosas distintas. La primera posibilidad es que sea “el nombre de una familia de sacerdotes, los hijos de Imer (Esdras 2:36, 37; Nehemías 7:39-42), cuyos descendientes serían miembros de la división de Maazías”. La segunda posibilidad es que sea “el lugar de origen de la difunta o de toda su familia”. En cualquier caso, el osario demuestra que la Biblia habla de personas reales que pertenecían a familias que realmente existieron.
  8. SHILOH – El shofar de cuerno de carnero torcido sonó ruidosamente a través de las colinas en Shiloh, señalando el final de otro día en la búsqueda del sagrado tabernáculo bíblico. Tan escurridizo como el Arca de la Alianza que albergó durante los viajes de los israelitas desde Egipto a través de su estancia en Canaán, el tabernáculo está representado en las Escrituras (Éxodo 25: 8-9) como el hogar terrenal para D’os, “la morada de D’os entre su pueblo”. Artículo original de © israelnoticias.com | Autorizado para su difusión incluyendo este mensaje y la dirección:
      Hello guest!
    Las excavaciones repetidas han intentado encontrar evidencia terrenal del sacro hogar, aquí en Shiloh y en otra parte. De manera similar, muchos arqueólogos han buscado artefactos y evidencias que voncularon la conquista bíblica de Josué de Shiloh a este sitio. Ninguno ha tenido éxito. En las últimas semanas, en Shiloh, donde las Escrituras dicen que el Arca y el tabernáculo estuvieron por casi 400 años, este nuevo grupo de arqueólogos y voluntarios estadounidenses -Biblia en una mano y pala en la otra- se han empeñado en probar que la Palabra Sagrada es una Libro de historia. Ésta no es ninguna banda de aspirantes de Indiana Jones. Dirigidos por el Dr. Scott Stripling, los líderes del equipo de los Asociados para la Investigación Bíblica (ABR) han aprendido en sitios de excavación de Tierra Santa y están utilizando las últimas técnicas arqueológicas, algunas de las cuales aún no están en uso ni por sus contemporáneos israelíes. Sin embargo, más que sus detectores de metales, tecnología digital y técnicas avanzadas, lo que distingue a este equipo de la mayoría de los arqueólogos israelíes modernos es su fe religiosa de que lo que están buscando está realmente allí. Representación del artista del Tabernáculo (imágenes gratuitas de la Biblia) La excavación de Shiloh es una de una serie de excavaciones de instituciones cristianas que actualmente tienen lugar en Tierra Santa con el objetivo de probar la veracidad histórica de la Biblia. Esto también fue una piedra angular del ethos de los primeros arqueólogos israelíes. Pero a medida que un panorama probatorio más amplio se ha cristalizado con más sitios excavados, la academia israelí moderna ha abandonado lentamente este enfoque. Cualquier excavación en el Israel bíblico es ahora una lucha arqueológica casi existencial entre la fe y la razón. En el sitio de Shiloh hay una búsqueda casi imposible de converger entre sí. Stripling pretende seguir excavando aquí durante décadas, pero las conclusiones de este verano ya son alentadoras, aunque no remotamente definitivas: 10 enormes jarras de piedra pre PrimerTemplo fueron descubiertas, anunciaron los arqueólogos la semana pasada. Debido a su valor intrínseco, los eruditos dicen que estos recipientes podrían indicar que el sitio fue desocupado en una manera abrupta, según lo descrito en las Escrituras. Además, los arqueólogos encontraron un kobaat, una copa o un cáliz ritual, que podría estar relacionado con el uso religioso. Tinajas desenterradas en el sitio de la antigua ciudad judía Shiloh, julio de 2017. (Shiloh Association) Para algunos, estos descubrimientos indican que los arqueólogos están acercándose al sitio del tabernáculo. Para otros, son dignos de mención para ampliar el alcance de la investigación científica. La última excavación importante en Shiloh se realizó en 1981-84, dirigida por el prominente arqueólogo israelí Prof. Israel Finkelstein. Finkelstein, que está en la vanguardia de la revisión “radical” basada en la evidencia de la historia de Israel en los siglos X y IX aC (en contraposición con la narración bíblica), no localizó el tabernáculo, ni tampoco lo esperaba. A diferencia de los actuales excavadores en Shiloh, Finkelstein no ve la Biblia como un modelo. “Las tradiciones bíblicas deben ser leídas en el contexto de su tiempo de composición, la ideología de los autores, etc. No se pueden abordar de una manera simplista”, dijo Finkelstein, el profesor Jacob M. Alkow de la Arqueología de Israel en el Bronce Y edades del Hierro en la universidad de Tel Aviv. “La historia del arca es fascinante; Pero puede enseñarnos sobre todo el mundo de los autores que vivieron siglos después de la destrucción de Iron I Shiloh”. La explosión de shofar señala el final de la jornada de trabajo en la excavación arqueológica de Shiloh, julio de 2017. (cortesía) En contraste, Stripling dijo a The Times of Israel: “Hay quienes dicen que la Biblia no es confiable. Hemos encontrado que es muy confiable”. “Estamos tomando la Biblia como un documento histórico serio”, continuó Stripling. Luego calificó, “pero la evidencia es la evidencia”. El Times of Israel habló con los arqueólogos que han excavado dos de los cuatro sitios considerados lugares posibles del tabernáculo bíblico, junto con el jefe de la (bajo cuya jurisdicción la excavación se lleva a cabo). También nos unimos al segundo día de las operaciones actuales de excavación, que duró cuatro semanas en mayo-junio, pasando la reunión de la mañana con los asociados para los arqueólogos y voluntarios de la investigación bíblica para discutir su nueva misión. Artículo original de © israelnoticias.com | Autorizado para su difusión incluyendo este mensaje y la dirección:
      Hello guest!
    “Es el rompecabezas más grande del mundo” De pie en una ladera soleada al lado de la antigua colina de Shiloh, Stripling, vistiendo una camisa azul brillante y sombrero de color caqui, analiza el progreso hecho esa mañana. El buen humor y las bromas abundan mientras que los voluntarios y los expertos sacuden el polvo y las expresiones de sorpresa por los descubrimientos de cada uno. Para algunos del equipo, simplemente estar en el campo es suficiente. Un buscador voluntario dijo enfáticamente: “Vale la pena cada dólar. Es algo que he querido hacer toda mi vida”. Otro, Walt Pasedag, se ha ofrecido voluntariamente por ABR por 30 años. Este año también trajo a su nieto de 18 años. Escarbando en la tierra en medio de un cuadrado delimitado, Stripling muestra alguno de los hallazgos raros acumulados en los días pasados. Dice de improviso mientras sostiene un pedazo de roca en forma indescriptible, que es probablemente un mango de un recipiente de piedra utilizado para la pureza ritual, probablemente alrededor del siglo I d.e.c. Las excavaciones arqueológicas en Shiloh bíblico, 22 de mayo de 2017. (Amanda Borschel-Dan / Times of Israel) En este segundo día de excavaciones, ya han encontrado 20 monedas y numerosos otros pequeños descubrimientos cuidadosamente separados en sobres para ser llevados de regreso a Jerusalém. Serán catalogados y almacenados – algunos con la Unidad Arqueológica de la Administración Civil de Israel – y algunos viajarán a los Estados Unidos para la investigación en curso. Además de las principales excavaciones de ABR, Stripling también es profesor adjunto en la Universidad Bautista de Houston (Biblia) y el Seminario Bíblico (Historia de la Iglesia). Él tiene un D.Min., Con un énfasis en la Arqueología del Cercano Oriente Antiguo, y fue pastor durante dos décadas. Su entusiasmo es evidente, ya que se jacta de que su excavación es la primera fuera de Jerusalém en utilizar utilizar las técnicas de cernido húmedo que adquirió mientras trabajaba en el proyecto de Cernido del Monte del Templo hace algunos años. Para Stripling, el simple proceso de cernido sobre una red mientras rocía el agua sobre la bandeja es otra manera de no dejar ninguna piedra proverbial o literal sin mover. Así como el sistema de grabación digital que se está probando este verano. Una carpa brillante y multicolor Shiloh bíblico fue el hogar de 369 años de la evasiva Arca de la Alianza, que estuvo alojada en el tabernáculo igualmente evasivo. El sitio está más asociado con el sacerdote Eli y el Profeta Samuel. Es también el lugar de la oración de Ana, en la que agradece a D’os por su hijo, Samuel, a quien dedica para trabajar en el tabernáculo. En los Salmos y en el Libro de Jeremías, la Biblia habla de un Shiloh destruido. Los israelitas fueron derrotados por los filisteos, quienes supuestamente arrasaron la ciudad mientras robaban el Arca de la Alianza. Como es atestiguado en Jeremías, el establecimiento posterior ocurrió durante el reinado de Jeroboam I (928-907 AEC), rey del Reino del norte de Israel durante la destrucción del Primer Templo en 586 AEC. Los relatos bíblicos dan una representación de la apariencia del tabernáculo: habría sido una tienda brillante, multicolor, embellecida con brillantes metales preciosos. En Éxodo 26, a Moisés se le dan instrucciones muy detalladas de parte de D’os sobre cómo construir la tienda, y de qué materiales deben hacerse las cortinas. Aunque las cortinas son claramente biodegradables, Dios también instruyó el uso de 50 broches de oro, 50 broches de bronce, 40 bases de plata y otros utensilios hechos de metales, lo que llevó a algunos arqueólogos en ciernes a preguntarse: ¿Podría todavía ser posible encontrar uno de estos elementos?. El detector de metales de Ellen Jackson ayudó al equipo de ABR a encontrar unas 250 monedas durante las excavaciones de verano de 2017 en Shiloh bíblico. (Amanda Borschel-Dan / Times of Israel) Cada día en su temporada de excavación de cuatro semanas, el equipo de ABR procesó unas 2.000 piezas de cerámica. Más de 700 objetos adicionales fueron registrados en suma, incluyendo joyas, herramientas y armas de metal o piedra. Además de los 10 recipientes de piedra, el equipo de ABR encontró 15 piezas de vasijas judías de piedra, dos vasijas de cerámica casi completas y 250 monedas, pero nada que indicara concluyentemente el tabernáculo. Para Stripling, el autor de “The Trowel and the Truth”, sin embargo, trabajar en el sitio bíblico es el cumplimiento irresistible de un sueño de 25 años, y él es todo menos disuadido. Antes de la excavación de este verano, Stripping escribió a los donantes acerca de caminar sobre el campo por primera vez: “Un sentimiento de temor vino sobre mí al contemplar cómo Dios había puesto ante nosotros una puerta abierta en Shiloh que tendrá un impacto directo en cómo la gente leerá sus Biblias en el futuro”. El otro arqueólogo en la habitación Las excavaciones anteriores también han buscado y no han encontrado algo claro y vinculante entre los primeros israelitas al entrar en la tierra de Israel -después del éxodo de Egipto y su estancia en el desierto- y el registro arqueológico presente en Shiloh. El sitio fue excavado por primera vez en 1922 por una expedición danesa, y luego por un equipo danés posterior en tres campañas entre 1926 y 1932. La excavación israelí más extensa se llevó a cabo bajo Finkelstein, entonces de la Universidad Bar-Ilan, que excavó allí durante cuatro temporadas, 1981-84. Finkelstein, de muchas maneras, es siempre el “otro” arqueólogo en la sala al hablar de Shiloh. Primer arqueólogo israelí Prof. Israel Finkelstein, marzo de 2017. (Argonauter, CC-BY-SA, via wikipedia) A diferencia del optimismo de Stripling en la historicidad del texto bíblico, Finkelstein tiende a ver la Biblia hebrea como la mitología nacionalista de un pueblo que intenta centralizar su poder y fe. Durante las excavaciones en los años 80, Finkelstein no encontró ninguna evidencia que apoyara la narración bíblica. Un collage que incluye el verso de la imagen de color (RGB) de Arad Ostracon No. 16. (A); (B) imagen MS correspondiente a 890 nm; (C) dibujo manual (facsímil) de la lectura propuesta. Las formas huecas representan caracteres conjeturados. (Cortesía de la Universidad de Tel Aviv) Dijo que la arqueología ha pasado por una revolución significativa en los últimos años, incluyendo la introducción de métodos de las ciencias exactas y de la vida a la investigación de campo. Por ejemplo, uno de sus equipos interdisciplinarios de la Universidad de Tel Aviv descubrió recientemente inscripciones hebreas nunca antes vistas en un fragmento de la era del primer templo utilizando una cámara digital modificada y una nueva técnica revolucionaria para realizar imágenes multiespectrales. De hecho, dos décadas después de su excavación de Shiloh, Finkelstein intentó emplear nuevas técnicas hasta la fecha con sus escasos hallazgos basados en la agricultura orgánica. El atractivo de largo tiempo de Shiloh Shiloh ha sido un atractivo para los interesados en la arqueología bíblica. Según un artículo de 1986 de Finkelstein en Biblical Archaeology Review, el ministro británico de las colonias Winston Churchill fue supuestamente dirigido con la idea de excavar el sitio. Otros interesados fueron el general británico Edmund Allenby, quien capturó Jerusalém de los turcos en 1917, y Lord Arthur Balfour, cuya declaración epónima Balfour ese mismo año fue un paso importante en el proceso hacia un estado judío. Varias iglesias han conmemorado la historia de Shiloh en el sitio. En 2006-7, el arqueólogo Yevgeny Aharonovitch desenterró el piso de debajo de un edificio cuadrado, conocido como Weli Yetaim, que tenía varias capas de iglesias. Se considera otra de las posibles ubicaciones del tabernáculo. En 2006-7, el arqueólogo Yevgeny Aharonovitch desenterró el piso de debajo de un edificio cuadrado, conocido como Weli Yetaim, que tenía varias capas de iglesias. (Amanda Borschel-Dan / Tiempos de Israel) Aharonovitch dijo a The Times of Israel que lo que era interesante en este sitio, una de las primeras iglesias de Shiloh, es el descubrimiento de una inscripción griega que lleva el nombre de “Shiloh”. Hanina Hizami, coordinadora de arqueología en la Administración Civil y supervisora de Aharonovitch, presentó una nueva posibilidad para la ubicación del tabernáculo, junto a las puertas de la ciudad. Dijo que su objetivo general al permitir que el equipo de ABR de Stripling excavara en Shiloh es completar el descubrimiento de otra sección de las murallas de la ciudad. Al completar el contorno de las paredes, un trabajo de proyectos Hizami tardará varios años, él es la esperanza de encontrar la puerta y allí, él presume, se podrían encontrar altares cultuales típicos – y esperemos que el sitio del tabernáculo israelita. Los almacenes de la era cananea en Shiloh excavados por el Prof. Israel Finkelstein durante la década de 1980. (Amanda Borschel-Dan / Times of Israel) Al final de su temporada de excavaciones de cuatro semanas el mes pasado, tres de los equipos de ABR habían excavado a lo largo de la cara norte del macizo de 5,5 metros (18 pies) de Shiloh del perímetro de la Edad del Bronce Medio (Período Canaanita), excavando más de cuatro metros. El equipo de ABR también encontró almacenes donde los 10 recipientes fueron descubiertos in situ entre la destrucción evidente, que se conectan a los cuartos anotados previamente durante las excavaciones danesas. Artículo original de © israelnoticias.com | Autorizado para su difusión incluyendo este mensaje y la dirección:
      Hello guest!
  9.  




×
×
  • Create New...

Important Information

Terms of Service Confirmation Terms of Use Privacy Policy Guidelines We have placed cookies on your device to help make this website better. You can adjust your cookie settings, otherwise we'll assume you're okay to continue.